20 abril, 2008

El cinismo de un partido político llamado PSOE

Para el PSOE el tema de las palabras no es baladí, quieren llamar "conducción temporal de urgencia" a un trasvase de agua desde el río Ebro hasta Barcelona, ellos, que niegan trasvases y por lo tanto esa palabra les es tabú , ellos que negaron hace cuatro años ese hecho porque se beneficiaban comunidades que no manipulan los socialistas, véase Valencia y Murcia, porque Almería ya se estaba alimentando de agua que proviene de la propia Andalucía, pero de la Andalucía más pobre y por lo tanto peor pagada y manipulada, esa Andalucía que al presidente del regimen socialista andaluz no le importa lo más mínimo, ellos que manipulan las palabras para hacernos creer que lo que es blanco es negro sencillamente porque no nos damos cuenta, estos necios que basan sus criterios en el cinismo más ofensivo no se avergüenzan de sus propios actos. Niegan la evidencia haciendonos creer que somos imbéciles y a veces lo consiguen. El texto de la fotografía está tomado esta semana de una remodelación de la iglesia de S. Antón en Granada y este texto sigue las directrices propias de los socialistas hasta la desmesura, hablar mucho paro no decir nada, exactamente como aplican su política; el texto no tiene desperdicio en su propia estupidez, pero lo que quieren decir es mucho más fácil, están remodelando el zócalo. Les gusta llamar recogida selectiva de residuos sólidos urbanos a lo que siempre se ha llamado camión de la basura, el caso es simular que todo es mejor cambiando los nombres y haciéndolos más largos e inútiles o negar una evidencia porque ya no se llama trasvase, se llama conducción. Las perífrasis rimbombantes e inútiles, las banalidades, las medias verdades son la base de sus actuaciones, esa es la linea vital de este partido socialista que ofende a la inteligencia y que con este ejemplo nos hace ver lo que en realidad pretende, anular la capacidad de análisis de sus potenciales votantes, la mayoría de ellos en la base social e ideológica, a ellos les sorprenderá gratamente la riqueza de su vocabulario pero a otros nos parece un desprecio hacia el lenguaje y sobre todo a estos mismos votantes y a los que solemos pensar, para bien o para mal, sobre ello. Es ofensivo. Miserables.

2 comentarios:

ANA dijo...

JAJAJA, si no aclararas que se trataba de los zócales nunca lo hubiera imaginado, si explican así con el resto de lo que hacen...

Iojanan dijo...

Gracias por "todo" Ana, realmente cuesta trabajo lograr entender a estos políticos de medio pelo que sabiendo el poder que tiene la palabra se escurren e intentan aparentar inteligencia utilizando verborreas insultantes e inútiles. Cuando leí el párrafo en cuestión saqué mi tlf. y lo fotografié porque es demencial, iba con una amiga y nos tuvimos que reír por no llorar, pero de vegüenza. Es una manera muy socialista de entender la cultura.